22 sept. 2009

Griego puteador presenta...










Un otoño, la cigarra embauco al sr. hormiga. En una apuesta ridícula, que no viene al caso, sr. hormiga perdió toda la comida que tenia almacenada para el y su familia. Destinado a trabajar durante todo el crudo invierno para conseguir un mendrugo, un día llego a su casa y se encontró con su señora canturreando alegremente, mientras preparaba un festín.
Sr. hormiga se extraño de encontrar tanta comida, pero el agradecimiento de poder saciar su hambre era tan grande, que tapaba cualquier sombra de duda con respecto al origen de tan deliciosas provisiones.
Al cuarto día de llegar a su casa y encontrarse con una cena abundante, increpo a su mujer. -¿Querida, de donde sacas tanta comida todos los días?-. La sra. hormiga sin titubear un instante contesto: -Me acuesto con la cigarra, el me da todo-.
Sr. hormiga furioso discutió severamente con su mujer, con el orgullo herido le ordeno que dejara esa conducta lo antes posible. Sra hormiga le recrimino haber sido un idiota por perder todas las provisiones en una estúpida apuesta y le dijo que si no le gustaba lo que hacia, que no comiera. Esa noche, el sr. hormiga paso hambre. Su honor le impedía probar bocado de aquella comida mal habida
La mañana siguiente, habiendo recapacitado toda la noche con el estomago vacio, sr. hormiga dijo: -Querida, me voy a trabajar, cuando venga la cigarra decile que traiga batatitas en almíbar... y ya que esta, que cambie la lamparita de la entrada que se quemo hace una semana-


MORALEJA:

Los cuernos son como los dientes; cuando salen, duelen... pero después ayudan a comer.

.

6 comentarios:

  1. Chupala...
    parece que esa es la nueva palabrita vulgar .
    Hoy me dijeron milcuarentaytrece veces : agg pe-ero chupa-ala .

    Besitos.

    ResponderEliminar
  2. ¿Por lo menos gusto la fabula?

    ResponderEliminar
  3. Por supuesto...
    jajajaja

    ResponderEliminar
  4. Me quedo mas tranquilo.


    Besos

    ResponderEliminar
  5. ah pero vos porque no sos mina. A las minas nos pasa a la reves, los cuernos nos vacían la billetera culpa del pelotudo del galán q se gasta toda la guita en la otra.

    ResponderEliminar
  6. Ja ja ja, puede ser, puede ser... ¡Ni que hablar si el chabon es putañero!

    ResponderEliminar

Deje atras todo recato, aquel que aquí putee.

Entradas populares